El Ballet clásico, una historia más allá del arte

El ballet es pasión, es arte en el que el cuerpo, traduce los sentimientos de la manera más pura y humana posible. Es la representación de las sensaciones con movimientos marcados por el ritmo y la expresión del cuerpo, es integrar el alma, las emociones y la música con la técnica, produciendo tensión, emoción y un sinfín de sensaciones. Pero de dónde surge todo eso, cuál es el origen de este arte plenamente humano y hermoso.

Origen

El origen del ballet clásico se ubica en el siglo XV como método de entretenimiento en los festines realizados por los aristócratas europeos, específicamente italianos. El ballet se extendió, se hizo más grande y relevante en Francia,  donde se adoptó como una disciplina con fines de entretenimiento realizada por jóvenes pertenecientes a la nobleza, quienes se presentaban en grandes salones dándole una gran importancia coreográfica a la estructura visual mediante las formaciones, pues estos generalmente eran visualizados con el público ubicado en las alturas con una vista cenital del espectáculo.

En sus principios el ballet solo era practicado por hombres, ellos interpretaban los papeles de las mujeres utilizando máscaras. En al año 1661 el rey Luis XIV de Francia inaugura la Academie Royale de Danse, siendo esta la primera escuela profesional para el aprendizaje y práctica de ballet.

Desarrollo

Después de la creación de la academia por el rey de Francia, los aristócratas, dejan de bailar y el ballet pasó a convertirse en una actividad realizada por profesionales, que luego permitió la participación de las mujeres. El coreógrafo John Weaver fue quién tomó la iniciativa de eliminar las palabras durante los espectáculos de ballet, y hacer de esta disciplina, un método que permite transmitir drama mediante la danza y los gestos. Con el paso del tiempo surgieron otras corrientes fundamentadas en el ballet clásico que le otorgan distintas dimensiones y técnicas al mismo, haciendo del ballet el arte expresivo que conocemos hoy día.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *